Edición n° 2707 . 20/04/2024

Una novedosa técnica que permitirá la construcción de 48 hogares

Las ventajas incluyen mejores costos, el aislamiento térmico y la rapidez de su edificación.

La Cooperativa de Vivienda y Consumo Vientos del Sur Limitada, de Plottier, comenzó con la construcción de 48 casas con una novedosa y rápida técnica que utiliza telgopor y concreto para sus paredes.

La entidad se creó hace casi una década, y desde entonces sus asociados y asociadas trabajaron para poder comprar sus propios terrenos con valores accesibles. Hoy, muchas de esas familias esperan la entrega de su casa, a través de un plan social.

La construcción de las viviendas inició hace tres meses. Cada una tendrá 64 metros cuadrados, con dos habitaciones y aberturas de doble vidrio que sumarán al aislamiento que tiene el telgopor, que hace que sean más cálidas en invierno y más frescas en verano.

El tiempo estipulado de entrega es julio de 2023. Se observan los avances y se espera con ansias el momento en que les entreguen las llaves de sus casas por las que lucharon durante tantos años de gestiones.

Camino histórico

La presidenta de la entidad, María Isabel Pérez, expuso: “Éramos un grupo de vecinos que estábamos todos con la misma situación de no tener un terreno propio para hacernos la casa. Nos reunimos para poder sumar fuerzas para cumplir nuestro objetivo”.

En los primeros años, el objetivo estuvo marcado por conseguir la tierra. Quien era el presidente por ese entonces, Julio Paz, fue el que recorrió todas las chacras de Plottier en búsqueda de una que pudieran comprar, alejado del centro donde los valores eran inalcanzables.

Así consiguieron contactar con el dueño de una chacra. Se trataba de cinco hectáreas donde además le brindaban la posibilidad pagar una parte y financiar el resto.

“Con los fondos que teníamos encaramos esta tierra y desde ahí empezamos a promocionar que teníamos una cooperativa y que los lotes tenían precio social, la compra de estos lotes costó a los socios 120 mil pesos que pudieron pagar con una mínima entrega y luego 45 cuotas iguales consecutivas. Eso pasaba en el 2015, ahora sería imposible con la inflación que hay”, afirmó Pérez.

Luego la Cooperativa Vientos del Sur logró, con la ayuda de la Cooperativa de Servicios Públicos de Plottier y de la Cooperativa de Agua de Plottier, poder conectar el servicio de luz y agua y también el de gas.

Ya con los servicios en sus terrenos, este grupo de vecinos se puso como meta conseguir un plan de viviendas que les pueda financiar sus casas. Además, realizaron estudios de impacto ambiental, y recibieron la aprobación de la Agencia de Desarrollo Urbano Sustentable (ADUS) y el Instituto Provincial de Vivienda y Urbanismo (IPVU).

Proceso constructivo

Dentro de los cien lotes que tiene la primera etapa del barrio, las y los adjudicados dentro del programa nacional Casa Propia son 48. Asimismo, habrá una segunda etapa con otros cien lotes para la que también esperan la confirmación de construcción de viviendas del plan nacional.

“Algunos de los socios se fueron bajando, otros hicieron su propia construcción”, expuso Pérez, quien además confesó que la técnica constructiva utilizada generó en primera instancia algunas dudas.

Primero les habían hablado de una construcción tradicional con ladrillos huecos, pero luego la licitación para ejecutar el plan la ganó la Cooperativa de Construcción Los amigos, que ya hace cuatro años construye en Neuquén con el método llamado cassaforma y propusieron este método que es más rápido.

“La cooperativa de construcción ya está haciendo en el loteo Z1 dúplex con este método, pero nuestro barrio es el primer plan de viviendas donde son casas construidas con Telgopor”, indicó, y agregó que “de a poco cada uno se fue interiorizando y descubriendo que estas casas son mucho más herméticas para el invierno y frescas para el verano, tienen esos beneficios que no cualquier casa tiene porque el Telgopor es aislante”.

Respecto al impacto en la comunidad, la referente concluyó que “nosotros lo hicimos muy social esto, siempre para ayudar a las otras personas porque la situación de los dirigentes era la misma que la del resto de los socios, hoy estoy yo como presidenta, antes Julio Paz, y quizás más adelante esté otro vecino. Formamos una Cooperativa de abajo y sin dinero, y entre todos porque todos estamos en la misma situación”, consideró Pérez.

Fuente: El Portal de las Cooperativas