Edición n° 2769 . 21/06/2024

Temen el colapso del transporte en Concordia

Una de las empresas afectadas lleva 28 años prestando el servicio de manera consecutiva. Carecen de los recursos mínimos para afrontar el pago del combustible, ante la irracional devaluación generada por el gobierno de Milei.

La Cooperativa de Trabajo 12 de Octubre Ltda. presta el servicio de la Línea 2 en la capital del citrus.

Sobre los problemas que tienen en estos días, su secretario, Daniel Eduardo Lapalma, comentó que “no se han acreditado las compensaciones con las que se había comprometido el gobierno nacional a pagar antes del 10 de diciembre y hoy no tenemos recursos para afrontar los gastos de combustible, ni siquiera para el gasto diario”.

Esa situación pone en riesgo la prestación de servicios. Precisó que “las recaudaciones diarias, con las tarifas atrasadas que tenemos, únicamente cubren un porcentaje del combustible que necesitamos”. En consecuencia, a “los sueldos, repuestos, mantenimiento, seguros, indemnizaciones, hay que cubrirlos con subsidios”.

La realidad de la Cooperativa

Actualmente son 44 asociados, su actividad es el transporte de pasajeros urbano, más específicamente gestionan la Línea 2.

La Cooperativa se formó en el año 1995 como alternativa laboral para un grupo de personas que quedó sin trabajo luego de quebrar la empresa donde trabajaban, fue el formato que encontraron más conveniente.

En sus comienzos fueron épocas de esplendor y luego de unos años enfrentó su primera crisis (año 2000-2003) “que se superó con mucho esfuerzo y una alta rotación de asociados, ya que los ingresos que generaba para cada uno de ellos era muy bajo y el único futuro posible parecía ser el cierre definitivo”, recordó Lapalma.

“Luego del 2003 se fue encontrando un rumbo más claro y los asociados fueron tomando confianza, la permanencia dentro de la cooperativa fue una constante y al día de hoy contamos con personas que superan los 20 años trabajando, y otros que han completado se vida laboral aquí y ya son jubilados”, diferenció en conversación con El Portal de las Cooperativas.

“En el año 2007 participamos de la licitación pública de la línea 2 y resultamos adjudicados por primera vez de manera oficial, dejamos de operar con un permiso precario. En el 2018 volvimos a presentarnos en la licitación resultando nuevamente adjudicatarios y logramos renovar contrato por otros 10 años, en esta última oportunidad con un parque móvil moderno y adecuado para un servicio de calidad, tanto para el pasajero como para nuestros asociados, con una proyección de futuro claramente optimista”, describió.

Punto de inflexión

“Todo marchaba cada día mejor hasta que llegó la pandemia, el transporte urbano, un servicio esencial donde la cooperativa puso el hombro para mantener el servicio, fue el inicio de una gran crisis económica que pudimos superarla gracias a buena gestión de los años anteriores, la pandemia vació todas las cajas, dejando sin fondos de reserva a la Cooperativa, pero ninguno de nuestros asociados y/o familiares sufrió las consecuencias del COVID-19, los cuidados fueron una constante día a día”, dijo orgulloso.

“Superada la pandemia comenzamos nuevamente a crecer y recuperar reservas hasta abril 2022 donde el gasoil paso a valer en menos de 30 días de 97 pesos a 210 pesos y con muchos problemas para conseguir las cantidades diarias, durante tres meses estuvimos recorriendo estaciones de servicio hasta en la ruta 14 para conseguir nuestro insumo principal, cuando el gasoil se estabilizó tanto en precio como en entregas fue el turno de los neumáticos que no sólo suspendieron las entregas si no que triplicaron precio y eliminaron el crédito. En septiembre 2022 comenzó el aumento de los repuestos hasta llegar a noviembre 2023 en donde comprar un repuesto para un colectivo es una cuestión de suerte más que estrategia, el precio de algunos repuestos en 2023 se multiplicó por diez, todo esto sucedió con un gobierno que no quiso ver la realidad por donde transitamos las empresas y cooperativas del transporte de pasajeros. Ahora con una nueva gestión de gobierno nos toca afrontar una situación angustiante y dolorosa, nos encontramos nuevamente sin fondos y sin recursos materiales, pero tenemos lo más importante, el capital humano y las mismas ganas de siempre de volver salir adelante”, adelantó.

“No tenemos redes sociales por el momento, pero estamos trabajando en darle a la Cooperativa un enfoque totalmente distinto, hace más de 6 meses que vemos que esta situación estaba por llegar y comenzamos capacitaciones para incorporar tecnología en el transporte, eso incluye comunicación en redes sociales, servicios digitales para los pasajeros, etc. Los momentos de crisis siempre nos han fortalecido”,concluyó.

Fuente: Entrevista de El Portal de las Cooperativas, con uso de material de El Entre Ríos.