Otra suba para la medicina prepaga: aumenta del 11,3 por ciento a partir de agosto

El Gobierno autorizó este martes un nuevo aumento para las empresas de medicina prepaga. Será del 11,34 por ciento a partir de agosto y se convertirá en la séptima suba en lo que va del año, para totalizar 68,5 por ciento en el período. Los incrementos anteriores fueron en enero (9 por ciento), marzo (6), abril (6), mayo (8), junio (10) y julio (4). Según la prepaga, con este aumento un plan familiar de un matrimonio con dos hijos menores se ubicará entre 40.000 y 60.000 pesos mensuales.

La medida fue tomada a través de la resolución 1293/2022 del Ministerio de Salud, que fue publicada el jueves pasado en el Boletín Oficial. La norma, que lleva la firma de la ministra Carla Vizzotti, aprobó el Índice de Costos de Salud, que contempla la evolución de los rubros de recursos humanos, medicamentos, insumos médicos y otros insumos significativos.

En abril se habían autorizado incrementos bimestrales en el valor de las cuotas con «límite máximo según la variación del Índice de Costos de Salud». Al 30 de junio, el cálculo de este Índice -que volverá a ser calculado al último día de agosto y octubre- arrojó una variación de 11,34 por ciento. «Este porcentaje representa la proporción máxima en que las entidades de medicina prepaga podrán aumentar los valores de cuota de sus planes, pudiendo aplicar aumentos en una proporción menor o no aplicar aumentos», aclararon desde la cartera.

En cualquier caso, previo a efectivizar los aumentos que definan, las empresas deberán informarlo a los usuarios. En ese sentido, en las últimas horas las prepagas comenzaron a enviar a sus asociados notificaciones de cambios en las tarifas.

Según las empresas, este incremento permitirá «hacer frente a los aumentos sucesivos en los costos de los precios de medicamentos e insumos, las paritarias del sector salud y nuevas coberturas, así como para seguir manteniendo la calidad de servicio que ofrecemos».

OTROS AUMENTOS

La nueva ministra de Economía, Silvina Batakis, confirmó que el Gobierno seguirá adelante con la segmentación de tarifas de luz y gas. Lo anunciado hasta el momento es que ambos servicios sufrieron aumentos de manera retroactiva al 1 de junio, aunque no se precisaron los porcentajes para quienes queden sin subsidios.

Además, para este mes fueron autorizados otras alzas en servicios:

* Colegios privados de la Ciudad de Buenos Aires. Las 4.280 escuelas de gestión privada que reciben aportes del Gobierno porteño tiene autorizado hasta un 15 por ciento de aumento en las tarifas que le cobran a las familias de sus estudiantes desde julio. Desde que comenzó el año, los colegios privados de la Ciudad subieron un 19 por ciento en dos tramos, 10 en marzo y 9 en abril. Todavía resta definir si las cuotas van a actualizarse nuevamente en octubre.

* Agua. La tarifa de Aysa tendrá una suba del 20 por ciento en julio, se espera otro aumento del 10 por ciento en octubre y está previsto un incremento total para 2022 de 32 puntos porcentuales. Las autoridades de la empresa estatal detallaron que los actuales niveles tarifarios resultan «sensiblemente menores» a los necesarios para un equilibrio económico-financiero y que el congelamiento de las tarifas implementado durante la pandemia generó problemas en los costos de operatividad. Por este motivo no se descartan nuevos incrementos antes de fin de año.

* Colectivos en el AMBA. El Ministerio de Transporte de la Nación habilitó un aumento en la tarifa de colectivos para el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) desde julio por la cual el boleto mínimo pasará a costar 25,20 pesos y el tramo que recorre entre 3 y 6 kilómetros tendrá un valor de 28 pesos. Sin embargo, las autoridades no precisaron desde que día entra en vigencia la suba de tarifas, que también va a afectar el servicio de trenes.

* Alquileres. Según lo estipulado en la ley de alquileres que todavía está en vigencia, los alquileres tendrán una suba del orden del 57 por ciento este mes.