Edición n° 2736 . 19/05/2024

Massa va en busca de más «dólares» chinos 

El objetivo del titular de Economía es lograr que se amplíe el monto utilizable de los 18 mil millones de dólares totales que tiene el swap de yuanes. 

El ministro viaja a Shangai a la reunión del banco de los BRICS

En el marco de la necesidad de conseguir divisas, el ministro de Economía, Sergio Massa, tiene abiertas negociaciones multilaterales con diferentes potencias globales. Mientras se espera el cierre del acuerdo para que el Fondo Monetario (FMI) adelante los desembolsos totales al país, el funcionario viajará en las próximas horas a China para negociar la ampliación del dinero utilizable que ya está dentro del swap de monedas que se cerró con el gigante asiático. 

Según confiaron a Página I12 fuentes oficiales, el ministro viajará en las próximas horas a Shanghai, China, donde se celebrará desde la semana que viene la cumbre del Nuevo Banco de Desarrollo (NBD), que hoy está comandado por la dupla de dirigentes brasileños y chinos. En ese contexto, Massa busca que el actual swap de yuanes por valor de 18 mil millones de dólares, tenga un cupo mayor de divisas utilizables de manera efectiva. Hoy, ese swap que está en el Banco Central (BCRA) permite utilizar hasta 5000 millones de dólares. Todo indica que el Gobierno intentará duplicar ese monto utilizable en el marco de las reuniones con los BRICS. 

La invitación al evento la recibió el propio Massa de boca del embajador de China, Zou Xiaoli, en el marco de una reunión reciente en la que ambos anunciaron un acuerdo para comerciar en yuanes las importaciones argentinas desde China. Ese pacto permitió que, a esta altura, ya la mitad de las importaciones chinas se paguen en yuanes. El comercio mensual con ese país representa unos 1400 millones de dólares, casi lo mismo que representan las importaciones desde Brasil. 

Por esta razón, Argentina tambien busca -por ahora sin éxito- destrabar con los brasileños un mecanismo similar de financiación de importaciones a través de financiamiento de los bancos brasileros a las empresas de ese país. Aquí Brasil también tiene un problema derivado de la falta de dólares de Argentina: como el Gobierno no tiene dólares suficientes para pagar las importaciones desde Brasil, los chinos empezaron a quedarse con el volúmen del mercado que antes les correspondía a los brasileños. 

Estrategia y geopolítica

Massa será parte de la octava reunión anual del banco de los BRICS, un encuentro que reunirá a los ministros de finanzas de los países miembros, representantes de gobiernos nacionales y organismos internacionales, banqueros, líderes empresariales y representantes de organizaciones de la sociedad civil.

En la negociación que llevará a cabo allí, el ministro tendrá que considerar que al día de hoy el foro BRICS está integrado por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica, y sólo pueden usar el dinero de los fondos de contingencia los países miembros. Argentina no lo es, pero también estará sobre la mesa de debate la revisión del artículo 7 del estatuto del BND, para ver si se abre a otras naciones que estén atravesando crisis cambiarias. 

En ese contexto aparecieron gestiones recientes del presidente de Brasil, Lula Da Silva, con su par chino Xi Jinping, para lograr que el fondo de contingencia también pueda ser utilizado por Argentina. Esa negociación también tiene en primera línea a Dilma Roussef, que es la actual presidenta del BND. 

La reunión en Shnghai, de hecho, tiene el lema de “Dar forma a una nueva era para el desarrollo global”. Se pondrá en debate allí que la institución financiera “puede mejorar su rol en la conexión de los BRICS y otros mercados emergentes y economías en desarrollo para trabajar colectivamente por esa nueva era de desarrollo global”,según quedó registrado en una carta firmada por Rousseff y por el ministro de Finanzas chino, Kun Liu, quien la acompaña en la conducción conjunta.