Edición n° 2648 . 21/02/2024

Massa: «En una semana habrá compensaciones para quienes perdieron ingresos» 

La inflación que vino detrás de la devaluación

Fuerte impacto en precios de alimentos, materiales para construcción y electrodomésticos. Massa busca «estabilizar la macro, luego los precios y definir compensaciones de ingresos» en diez días.

Los precios sufrieron un cimbronazo luego del resultado de las PASO y la devaluación oficial del pasado lunes, como ocurre toda vez que la economía atraviesa episodios de extrema incertidumbre. Si los proveedores no entregan listas actualizadas, los comercios minoristas bajan las persianas hasta conocer el costo de reposición. En otros casos, cuando hay precios, se observan remarcaciones muchas veces desmensuradas pues trasladan íntegramente (o en mayor proporción) la suba del dólar a los valores en pesos sin calibrar específicamente el peso de los insumos importados. Lo ocurrido esta semana sumado al impacto de las devaluaciones previas en los dólares financieros, para exportación e importación caldean la dinámica de la inflación en agosto, que varias consultoras ubican ya dentro de los dos dígitos.

La consultora PxQ de Emmanuel Álvarez Agis relevó precios de 250.000 productos (sin repetir) de forma diaria en la semana previa a las elecciones y el lunes pos PASO para recabar aumentos que en un solo día duplican (alimentos y bebidas) y hasta triplican (materiales para la construcción) la dinámica de ajustes semanales. A su vez observa que hubo un desabastecimiento en el caso de los productos cuyos aumentos hayan sido más moderados, es decir inferiores al 10 por ciento. Por ejemplo en el caso de insumos para la construcción, electrodomésticos y celulares.

En diálogo con la señal de noticias Crónica TV, el ministro Sergio Massa reconoció la serie de desequilibrios que se provocaron a partir de devaluación del peso del pasado lunes, «una decisión muy desagradable por imposición del Fondo Monetario«. Y explicó que «estos primeros cuatro días lo hemos dedicado a lograr la estabilización de las variables macro, incluídos los dólares financieros; los próximos cuatro días tendrán como eje la estabilización de precios, y en los cuatro días siguientes tendremos decididas las compensaciones a los que vieron afectados sus ingresos por la devaluación, una vez hecho el cálculo de su incidencia. Eso será no más allá de la próxima semana».

En este contexto, el gobierno se dispuso a negociar con diferentes sectores a través de la Unidad de Negociación de Acuerdos de Precios cuya creación fue formalizada este jueves en el Boletín Oficial. Se logró así extender por 90 días el programa de Precios Justos que vencía el 15 de agosto con una pauta de aumento del 5 por ciento mensual y a cambio las empresas del rubro de consumo masivo percibirán bajas de impuestos. Desde el gobierno no confirmaron aún el diálogo con otras empresas para ir ampliando el acuerdo.

En tanto, las consultoras privadas fueron recalibrando el dato de inflación proyectado para agosto, que podría hasta duplicar la inflación promedio registrada en los últimos tres meses del 6,7 por ciento. Según LCG el dato de agosto alcanzaría un 14 por ciento y pronostican también una inflación de dos dígitos en septiembre, para luego “estabilizarse” en torno al 8 a 10 por ciento mensual dependiendo la performance reciente. Para Eco Go la proyección superará al 11 por ciento que habían pronosticado previo a las PASO dados los episodios recientes, la suba en combustibles y el precio de la hacienda.

Materiales para la construcción

En las semanas previas al lunes pos PASO el ritmo de las variaciones promedio en el rubro de la construcción se ubicó en torno al 3 por ciento, pero luego de la devaluación oficial aumentó 9,4 por ciento. Es decir, se triplicó en un día el ritmo de aumento que los precios experimentaban a lo largo de una semana, según relevó PxQ. 

En el caso de los productos con mayor variación se experimentó una suba del 25 por ciento el lunes. Y la cantidad de productos que tuvieron variaciones mayores al 10 por ciento pasó del 9 al 34 por ciento, mostrando una generalización de los aumentos.

Según destaca la consultora, los subrubros que más aumentaron fueron: chapas 15,2 por ciento, materiales de aislación 15 por ciento, cemento 13 por ciento, aberturas 13 por ciento y grifería 13 por ciento.

De acuerdo a declaraciones al diario BAE del presidente de la Cámara Argentina de la Construcción (Camarco), Gustavo Weiss, los proveedores «no pasan precios; no entregan insumos y otros han aumentado”. Y agregó: “esto que ocurre es lo mismo de siempre (…) algunas obras (públicas y privadas) se pararon”. A nivel local pudo verse corralones y ferreterías con sus persianas bajas a la espera de que se restablezca cierta calma.

Electrónica y Electrodomésticos

Los precios de este rubro ya venían aumentando en el contexto de la disparada del dólar paralelo y el nuevo impuesto PAÍS dado que su producción involucra insumos importados. Parte de ese comportamiento fue morigerado por el acatamiento a Precios Justos pero el lunes pos PASO registraron sólo en el día la variación equivalente a una semana.

Los artículos que más subieron tuvieron variaciones promedio del 22,5 por ciento, según el relevamiento de PxQ. En tanto los sondeos de las Cámaras de Electrodomésticos de Córdoba y Santa Fé hablaron ante la prensa de subas en el orden del 20 al 30 por ciento, en el primer caso, y precios que oscilan entre un 10 y 50 por ciento más caros en Santa Fé.

Alimentos y bebidas

La variación promedio de los precios en semanas previas a las PASO seguía un ritmo del 1,2 por ciento y con cierta tendencia de desaceleración, pero el lunes 14 de agosto treparon 2,1 por ciento en un solo día. Duplicaron ese día el comportamiento promedio semanal previo, advierte PxQ.

Las variaciones de mayor magnitud pasaron de un promedio semanal del 21 a un 33 por ciento en el primer día pos PASO. Según este relevamiento los subrubros con mayores aumentos fueron: frutos secos con un 13 por ciento, banana 12 por ciento, azúcar 9 por ciento, café 6 por ciento y golosinas 4,7 por ciento.

En diálogo con C5N la Federación de Almaceneros de la Provincia de Buenos Aires sumó aumentos del orden del 25 por ciento en galletitas, 20 por ciento en la yerba y artículos de limpieza e higiene personal, 15 por ciento en cervezas, 9 por ciento en lácteos y 8 por ciento en gaseosas.

En agosto se destacará también por el impacto del precio de la carne: que aumentó 25 por ciento a comienzos de mes con el anuncio del “dólar maíz” y otro 21 por ciento promedio el primer día hábil pos PASO, sostiene PxQ.

Por Mara Pedrazzoli