Edición n° 2649 . 22/02/2024

Los grandes ganadores del campo en el 2023

A pesar de ser, seguramente, la peor campaña agrícola de los últimos años, el año 2023 tuvo grandes ganadores en el principal sector generador de divisas de la República Argentina. Y no fueron precisamente los productores ni las PyMEs, quienes se quedaron con las mayores ganancias.

Por Matías Strasorier y María Rizzo*

En un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) se observan quienes fueron las principales 5 empresas agroexportadoras: Viterra; Cargill; ADM; COFCO y AGD. Para algunos fue una sorpresa la aparición de Viterra ocupando el primero lugar. Algo que a nosotros no nos sorprende, lo marcamos en un artículo titulado: “dólar Soja: de ganadores y perdedores”, publicado luego de la primera edición del llamado “dólar soja”, política implementada por Sergio Massa como ministro de economía de la Nación.

En dicho artículo resaltábamos que “cada acción de gobierno, cada decisión política, genera ganadores y perdedores. En definitiva, de eso se trata gobernar, de usar la lapicera y tomar decisiones”. Destacando que el “dólar soja” fue la primera decisión política de impacto de Sergio Massa como ministro de Economía. Una medida necesaria para recaudar dólares ante el asedio de la deuda externa con el FMI, tomada por Mauricio Macri.


Aunque también marcamos bajo el subtítulo “El ganador y la oportunidad perdida”, que “el gran ganador de septiembre fue VITERRA, el nuevo nombre con que GLENCORE busca pasar desapercibida en el negocio agroalimentario”. Destacamos que dicha “empresa trasnacional con sede central en Suiza, conocida por sus negocios en minería y sus estafas, es la socia de Vicentin en la mayor planta agroindustrial sojera del mundo: RENOVA. Incluso utiliza en la actualidad las instalaciones de la firma argentina”.


Entendíamos la acción política que se tomó, pero disentíamos en que nuestra opción más acorde para los intereses nacionales era una as

ciación con YPF Agro y agroexportadoras nacionales. Con un punto de inflexión que significó una oportunidad perdida por el Estado Nacional y la población argentina en general, dicho punto fue la decisión de Alberto Fernández de echar para atrás con la intervención de Vicentin: “la intervención de Vicentin era la oportunidad de que el Estado intervenga inteligentemente en el principal sector económico argentino, valga la redundancia. Asociado con YPF Agro, aportaba la integración en la cadena para competir con las grandes ETNs, como CARGILL, BUNGE, COFCO, LDC, ADM, entre otras. Además de tener una influencia en la mayoría de las cadenas agroalimentarias, como carnes, lácteos, miel, vinos, etc.”.


Por este motivo no nos sorprendió el informe de la BCR, aun cuando el informe plantea que, de acuerdo al reporte, en base a las Declaraciones Juradas de Ventas al Exterior (DJVE) los compromisos de granos y subproductos con el exterior fueron por 63,6 millones de toneladas. “Esta cantidad representa un 22% menos con respecto a los 82 millones de toneladas anotados en el 2022”. El 48% de las toneladas registradas corresponde al complejo maíz, 35% al complejo soja, 5% al girasol, mientras que el restante 12% se distribuye entre trigo, sorgo, cebada, arroz, maní, legumbres, lino, entre otros”. Destacando que: “Al analizar más detenidamente cada complejo, se encuentra que los de trigo y soja registraron el menor volumen de ventas externas en la última década. En contraposición, los de cebada y girasol presentaron la mayor cantidad de DJVE de los últimos 10 años”.


Los datos muestran los 5 grandes ganadores, beneficiados por las riquezas de la zona núcleo argentina, el trabajo de productores, contratistas y trabajadores rurales, y gobernantes que no pueden o no quieren enfrentar a los grandes que dominan el comercio internacional de cereales y oleaginosas. A pesar de ser redundantes, la marcha atrás de Alberto Fernández con Vicentin fue la oportunidad perdida de caminar hacia la independencia económica.

*Strasorier es Director del Centro de Estudios Agrarios, Argentina. Maestrando en Estudios Sociales Agrarios (FLACSO) y Analista agropecuario/ Rizzo es co-Directora del Centro de Estudios Agrarios, Médica Veterinaria, maestranda en Desarrollo Regional y Políticas Públicas de FLACSO y analista agropecuaria.