Edición n° 2739 . 22/05/2024

La Policía de la Ciudad reprimió con gases a docentes y jubilados que reclaman aumento de ingresos: «Los docentes siguen ganando lo mismo que a mitad de año del año pasado, es insostenible»

El paro nacional de docentes que sostiene CTERA incluyó una movilización al Congreso a la que se sumaron jubilados y jubiladas para rechazar el aumento del costo de vida, reclamar la devolución del FONID y por una actualización de sus ingresos. A 17 años del asesinato del docente Carlos Fuentealba, efectivos de la Policía de la Ciudad reprimieron a los manifestantes frente al Congreso de la Nación.

Las y los docentes que asistieron a la movilización se dispusieron a caminar por la avenida Entre Ríos, a la altura de Rivadavia, frente al Palacio Legislativo para visibilizar su reclamo. Los efectivos de la Guardia de Infantería de la Policía de la Ciudad los reprimieron en su protesta arrojándoles gas pimienta a corta distancia.

«Los docentes no llegan a fin de mes. El problema que nosotros estamos teniendo es que nuestros compañeros no tienen aumentos de salarios. No se fijó un piso salarial. Por primera vez en la historia negociaron primero las provincias y después la Nación. Aumentaron los alquileres, el transporte y la canasta alimentaria y los docentes siguen ganando lo mismo que a mitad de año del año pasado, es insostenible», resaltó la secretaria general de CTERA, Sonia Alesso. en declaraciones a Splendid-AM 990.

En el marco de la movilización y paro nacional docente por los brutales recortes a la educación pública, se vivieron momentos de tensión cuando efectivos de la Policía de la Ciudad reprimieron a manifestantes docentes, que forcejearon ante la decisión de la Fuerza de Seguridad de aplicar el protocolo antihuelga.

La decisión de los uniformados porteños fue dispuesta cuando los docentes intentaron cortar la avenida Entre Ríos, a la altura de Rivadavia, frente al Palacio Legislativo.

Frente a ello, los efectivos de la Guardia de Infantería de la Policía de la Ciudad comenzaron a empujar a los manifestantes e incluso arrojaron gas pimienta, informó la agencia NA.

A la par de la protesta de CTERA, el Gobierno anticipó que enviará al Congreso un proyecto para modificar la Ley de Educación y penar el «adoctrinamiento» en las escuelas.

Así lo dio a conocer el vocero presidencial, Manuel Adorni, quien también puntualizó que el Ministerio de Capital Humano se va a encargar de “poner a disposición un canal para que los padres y alumnos puedan denunciar el adoctrinamiento y la actividad política que no respetar la libertad de expresión. Van a poder denunciar cuando sientan que no se esté respetando el derecho a educarse”.