Edición n° 2739 . 22/05/2024

La industrialización de litio en la Argentina: soberanía y sostenibilidad

(Por Estefanía Cendón) La Comisión de Ambiente del Instituto Patria organizó una charla con foco en las posibilidades de industrialización del litio en la Argentina, el jueves 5 de octubre. Participaron del encuentro en carácter de oradores el presidente del directorio de Y-TEC y ex ministro de Ciencia y Tecnología, Roberto Salvarezza, junto a Agustina Sol Sánchez, licenciada en relaciones internacionales y directora de Ocipex. Desafíos, impacto socio-ambiental, especulación e intereses geopolíticos en debate.

La exposición fue moderada por Micaela Oroz, politóloga y activista ambiental, quien definió la presentación como “una iniciativa indispensable sobre el desarrollo nacional vinculado al sector industrial y el ambientalismo, el litio y las posibilidades que se presentan para la soberanía y sustentabilidad”. Durante la charla se abordó la temática propuesta a partir de tres ejes: régimen de gobernanza, dicotomía entre nacionalización y dominio originario del litio; industrialización del litio; y licencia social para la explotación litífera y el impacto ambiental.

«El litio es un mineral estratégico, clave para la transición energética. Las baterías de litio posibilitan el almacenamiento de grandes cantidades de energía, lo que favorece la transición hacia una matriz energética renovable”, indicó Oroz, a lo que añadió: “Que Argentina integre el triángulo del litio junto a Chile y Bolivia nos coloca en una posición estratégica”.

Las problemáticas que enfrenta el sector

«Argentina tiene una oportunidad única para exportar el litio. Hoy se habla mucho del rol de nuestro país en la producción y exportación del litio pero, para alcanzar eso, hay un principal problema y es que las dos empresas que actualmente operan en Argentina son de origen norteamericano y australiano. Son las que extraen, procesan y exportan litio vendiendo su producción muy por debajo del precio internacional», explicó Sánchez.

“Las ventas del litio por debajo del precio internacional generan pérdidas millonarias: si bien Argentina lleva exportados 419 millones de dólares delitio este año, perdemos 800 millones dólares porque no se vende el litio al precio internacional”, puntualizó la referente de Ocipex.

Otra de las problemáticas que enfrenta el sector está vinculada a que “el litio está regulado por el Código Minero que es de 1886, según el cual las minas constituyen bienes privados de la Nación, por lo que el Estado no puede explotarlas”, consignó la magíster en Energía. Por lo tanto, las minas deben ser concesionadas y esto se realiza a cambio de un canon muy bajo, son consideradas como un bien inmueble, lo que constituye un grave problema.

Según Sánchez, “en Argentina la minería de litio es más especulativa y no productiva” y, para desentrañar este panorama, la especialista sugiere “pensar cuáles son las relaciones de poder en las que se inscribe la Argentina”. “Es necesario revisar ¿Quiénes son los principales accionistas de las empresas que llevan adelante la explotación del litio en la Argentina. Por un lado, la empresa estadounidense Livent cuyo principal accionista es BlackRock, la administradora de fondos más grande del mundo. Por el otro, la empresa australiana Allkem, cuyo principal accionista es el HSBC y J.P. Morgan”.

“¿Por qué los fondos buitre y los bancos internacionales están interesados en la Argentina? Black Rock es el principal fondo de inversión del mundo quien tuvo una influencia importante para que el FMI otorgue el crédito al gobierno de Macri. Son los principales tenedores de nuestra deuda externa:nos extorsionan con la deuda para quedarse con el litio y los recursos naturales. Por este motivo, es importante industrializar la cadena de producción del litio, debemos discutir estos problemas de fondo para apuntar una política minera soberana», señaló Sánchez, al cerrar su presentación.

¿De qué hablamos cuando hablamos de litio?

A lo largo de su exposición, Salvarezza hizo referencia a la cadena de valor del litio y su impacto ambiental. “Hoy estamos en la transición energética y Argentina ha firmado acuerdos para reducir las emisiones de dióxido de carbono. Debemos hacer la transición justo en un momento donde el horizonte real de los combustibles fósiles empieza a bajar y cuando existe una demanda en la capacidad de almacenamiento de energía para el segmento de electromovilidad”, contextualizó.

«Una batería de litio está formada por celdas y un controlador electrónico. Las celdas son el corazón de la batería. ¿Cómo se constituye el costo de la batería?, el cátodo está compuesto por litio y representa el 34% del costo de la batería. Los materiales químicos y el litio son el valor de la batería y, a su vez, el que tiene la batería tiene el corazón del vehículo», explicó el presidente del Directorio de YPF Litio.

El investigador señaló acerca de la extracción de este mineral, su costo e impacto ambiental: “El litio puede estar presente en la roca, como es el caso de Australia, o en un salar. Si se extrae el litio de la roca el costo es mayor que la extracción de un salar, por lo que la extracción de litio en salar tiene ventajas económicas y ambientales. Por eso el triángulo del litio, Chile, Argentina y Bolivia, es tan importante».

“Tenemos 11 terminales automotrices en la Argentina, cuando en la región hay 40 en total. ¿Qué hacemos hoy con nuestra minería de litio?, ¿dónde va nuestro carbonato de litio? Nos perdemos la cadena de valor que va desde el carbonato de litio hasta la batería al exportar un commoditie al que no le agregamos valor”, indicó el doctor en Bioquímica.

Con respecto a los objetivos que persigue la empresa YPF en referencia a la industrialización de la cadena del litio, aclaró el referente: “Si bien el marco legal es que las provincias son dueñas del recurso y lo concesionan, esas empresassacan el carbonato y lo exportan. YPF busca integrar toda la cadena del litio y hoy participa como cualquier empresa a través de las licitaciones. La tecnología permite alcanzar un sistema integrado a nivel industrial: la cadena que va desde la materia prima, las celdas, el ensamble de la celda para formar la batería, hasta los vehículos eléctricos”.

Al finalizar la charla, una vez abierta la posibilidad de contestar a las preguntas del público, aclaró el referente de Unión por la Patria: “¿Es verdad la discusión minería o industrialización? Es mentira que industrializar va en contra de la exportación de litio. Contamos con las capacidades profesionales, pero nos desalientan porque conviene que Argentina no industrialice la cadena del litio. Somos mineros, pero podemos industrializar”.