Edición n° 2654 . 27/02/2024

La industria del vino tendrá el dólar malbec 

El ministro de Economía, Sergio Massa, presentó una seria de medidas para la cadena vitivinícola. La cotización del tipo de cambio para el sector se conocerá en los próximos 20 días. Desfile de políticos de la oposición y del oficialismo.

Por Mara Pedrazzol

A partir de abril habrá un dólar diferencial para el sector vitivinícola: el primero en la lista de las economías regionales en anotarse ese beneficio, según aclaró el ministro de Economía, Sergio Massa, el sábado en Mendoza. La medida apunta a fortalecer la competitividad exportadora de un sector duramente golpeado por eventos climáticos adversos, como la sequía y las heladas tardías, y una macroeconomía inestable, según aclaró el ministro. Y las estadísticas los avalan ya que la cosecha vitivinícola disminuyó un 21 por ciento en 2023, según las últimas estimaciones oficiales.

El ministro visitó la provincia en el marco de una emergencia agropecuaria que ya fue declarada en varias zonas del país. De todos modos en Mendoza se celebraba la Fiesta Nacional de la Vendimia, el evento cultural y productivo más importante de la zona. Massa fue invitado a participar del tradicional desayuno de la Corporación Vitivinícola Argentina (Coviar) y de un almuerzo con Bodegas Argentinas. El anuncio del llamado “dólar Malbec” era esperado en el sector pero decidieron presentarlo con un paso de una serie de medidas para el conjunto de las economías regionales, no exclusivamente de la uva. En las negociaciones participan el ministerio de Economía, la secretaría de Agricultura y representantes del sector, entre ellos la Coviar. En los próximos 20 días se definirá el valor del tipo de cambio, explicaron.

«El año pasado en la decisión de recuperar mercados y consolidar reservas intentamos poner en marcha para un sector un programa de fortalecimiento exportador, a partir del primero de abril vamos a acompañarlo en todas las economías regionales, arrancando por la vitivinicultura para recuperar mercados y que tengan oportunidad frente a la pérdida que representó el granizo y la helada», remarcó el ministro en un acto frente a empresarios del sector, gobernadores y legisladores, entre otras personalidades. Además esbozó un intento por monitorear el resultado de la política teniendo en cuenta lo siguiente: que “un incremento en la competitividad que se traduzca en ganar nuevos mercados”, que también debe asegurar «que el precio nuevo llegue a todos los productores para que no se transforme en utilidad de unos pocos» y que al mismo tiempo «esté garantizado con buen precio el abastecimiento en el mercado interno«. En este sentido la medida tiene un espíritu más abarcativo que las anteriores ediciones del dólar soja guiadas exclusivamente por la acumulación de reservas.

Otras medidas para la vitivinicultura

Otro anuncio esperado por los viñeteros era el avance en el levantamiento de las sanciones comerciales que impuso Estados Unidos a la exportación de mosto de uva denunciada por dumping. Desde Economía, el INV y Cancillería confirmaron que se alcanzó un acuerdo con el país del norte que si por 30 días el denunciante no se opone, automáticamente se retoma el vínculo comercial. Estados Unidos y Canadá concentran la mitad de las ventas externas de mosto que se usa para edulcorar las bebidas sin alcohol, Japón es el segundo país en el relevancia con el 24 por ciento del total, apuntaron desde Coviar. En 2022 se exportaron 64 millones de dólares de mosto y de esos 30 días se llevan transcurridos unos 15, señalaron también, de modo que el conflicto está casi solucionado.

La activación del Programa de Apoyo para Pequeños Productores Vitivinícolas de Argentina (Proviar II) era otro anuncio esperado, pues el BID aprobó el financiamiento de 40 millones de dólares que además contará con un aporte nacional equivalente a 10 millones de dólares en líneas crediticias orientadas a los objetivos de innovación tecnológica y organizacional de la producción, apoyo para la comercialización de pequeños y medianos establecimientos viñeteros y también asistencia a MiPyMEs lideradas por empresarias jóvenes y mujeres. «El decreto que el lunes va a estar publicado, que ya está firmado, habilita el préstamo de 40 millones de dólares, con un aporte del Estado nacional de 10 millones de dólares, para la puesta en marcha del Proviar II, que es una enorme tarea para seguir multiplicando el trabajo del Estado y de los productores juntos», aclaró Massa. Se trata de la segunda fase del exitoso Proviar I lanzado en 2009, con un apoyo del BID por 80 millones de dólares.

En tercer lugar, Massa anunció que se entregarán 540 millones de pesos a 12 municipios de la provincia de Mendoza para la línea de asistencia económica en el marco de la emergencia climática. Además, un porcentaje del Fondo de Emergencia Agropecuaria deberá destinarse a infraestructura estratégica para mitigar los efectos del cambio climático; como el riego por goteo, la malla antigranizo y sistemas de lucha contra heladas. También se anunciaron créditos para la cosecha y acarreo a tasa subsidiada por 10.000 millones de pesos con la característica de tener un pago único a 300 días. Y préstamos de la línea en el Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE) de inversión productiva también para productores afectados por la helada, con 30 meses de plazo a tasa fija subsidiada y 18 meses de gracia.

El desayuno de la Coviar

En el marco del desayuno que organiza cada año la Coviar en el exclusivo Park Hyatt Mendoza se proclamó el cambio de las autoridades de la corporación: por los próximos tres años será presidente el productor riojano Mario González, que reemplazará al bodeguero José Antonio Zuccardi. Del encuentro participaron varios dirigentes de la UCR y el PRO: el gobernador anfitrión, Rodolfo Suárez, y su posible sucesor, el senador Alfredo Cornejo, estuvieron en el centro de la mira de los concurrentes; así como el gobernador jujeño Gerardo Morales, que también estuvo en el escenario, y Gustavo Valdés de Corrientes.

Morales fue el primero en tomar la palabra tras el cambio de autoridades, destacó el espacio “federal, desarrollista y productivista” que es la producción vitivinícola y alertó sobre la necesidad de tomar urgentes medidas para combatir los efectos del cambio climático: “todos los que están acá esperan mucho más de nosotros, de la política” se sinceró. Quizás en un guiño hacia Sergio Massa llamó a reactivar las labores en el Congreso para “sancionar con celeridad leyes importantes como la de agroindustria, GNL, litio e hidrógeno verde” entre otras.

Por otro lado, la presidenta del PRO, Patricia Bullrich, se paseó por los pasillos del Hyatt y consiguió una llamativa foto con sus pares de la UCR, con excepción de Morales. Horas antes había sido Horacio Rodríguez Larreta quien acudiera al mismo hotel para fotografiarse con referentes de la UCR en sintonía con las celebraciones por la Fiesta Nacional de la Vendimia. Otros concurrentes al acto organizado por la Coviar fueron Martín Lousteau y los diputados Rodrigo de Loredo y Alejandro Caccace, del espacio joven Evolución Radical, Facundo Manes y Ricardo Buryaile.

Por el lado del Frente de Todos eran relativa minoría en una provincia que desde hace tiempo le niega la mayoría de los votos, además del ministro Massa, se hicieron presentes el ministro del Interior, Eduardo De Pedro, de Ciencia y Tecnología, Daniel Filmus y la ministra de Desarrollo Social, Victoria Tolosa Paz. También el secretario de Agricultura Juan José Bahillo, el exministro Julián Domínguez, la senadora Anabel Fernández Sagasti y el titular del Consejo Federal de Inversiones (CFI), Ignacio Lamothe.