La eurozona entrará en recesión en cuarto trimestre de 2022

«Se espera que un entorno externo más débil y condiciones financieras más estrictas vuelquen a la UE, la zona del euro y la mayoría de los Estados miembros en recesión en el último trimestre del año», dijeron.

El conjunto de la Unión Europea (UE), la zona euro y la mayoría de los países del bloque entrarán probablemente en recesión en el cuarto trimestre de este año, apuntó este viernes la Comisión Europea en sus previsiones económicas del otoño boreal.

«Se espera que un entorno externo más débil y condiciones financieras más estrictas vuelquen a la UE, la zona del euro y la mayoría de los Estados miembros en recesión en el último trimestre del año«, apuntó la Comisión en su reporte con sus expectativas económicas.

Varios indicadores ya se inclinaban en este sentido, como el índice compuesto final del sondeo entre gerentes de compras (PMIde S&P Global para la eurozona, considerado un buen barómetro de la salud económica en la región, fue mejor de lo esperado al registrar un nivel de 47,3% en octubre, por encima del 47,1% esperado, aunque aún se mantiene por debajo del 50%. En particular, se espera el impacto de la principal economía de la región: «La economía alemana va camino de la recesión, como se deduce de los desastrosos nuevos pedidos», dijo Thomas Gitzel, economista jefe de VP Bank, en diálogo con Reuters.

El FMI también anticipó que la región puede enfrentarse a una recesión inminente, no solo por el menor ritmo de crecimiento, sino por el impacto que tendrá a interrupción del suministro de energía y la crisis del costo de vida dada la inflación de niveles récord que atraviesan los países de la región.

El informe Regional de Perspectiva Económica sobre Europa, del Fondo Monetario Internacional (FMI), se publica en un momento en que los países lidian con una inflación elevada y una crisis energética cada vez peor, que ha deprimido el poder adquisitivo de los hogares y elevado los costos comerciales.

Aunque las encuestas indican que las presiones sobre los precios han disminuido, siguen siendo elevadas, y el Banco Central Europeo se encuentra bajo presión, mientras la inflación es más de cuatro veces superior a su objetivo del 2%, alcanzando un récord del 9,1% el mes pasado.

El BCE se enfrenta a la perspectiva de subir las tasas de interés de forma agresiva justo cuando la economía entra en recesión y a pesar de que varios directivos de la entidad habían alertado sobre que el nivel de tasas de interés ya había ingresado a terrenos recesivos.

El último dato de inflación para la zona común registró un nuevo récord en los 19 países que la integran. La inflación anual alcanzó el 10,7% en octubre, según dijo el lunes la agencia de estadística de la Unión Europea, Eurostat. Es un aumento desde el 9,9% de septiembre y el dato más alto desde que comenzaron a elaborarse las estadísticas de la eurozona en 1997.

EFE/ BBC/ Ámbito/ La Nave