El Estado Nacional otorgó la Declaración de Impacto Ambiental a las áreas de exploración off shore CAN 100, CAN 108 y CAN 114

El Estado Nacional otorgó la Declaración de Impacto Ambiental a distintas  áreas de exploración offshore - Data Diario

El Estado Nacional, a través de la Secretaría de Energía, otorgó la Declaración de Impacto Ambiental para el proyecto de adquisición sísmica en áreas de exploración off shore CAN 100, CAN 108 y CAN 114, ubicadas en la Cuenca Argentina Norte, y presentado por Equinor en sociedad con YPF y Shell.  CAN 100 y 108 se encuentran ubicadas a 307 kilómetros frente a la costa de la ciudad de Mar del Plata, y CAN 114 a 443 kilómetros.

“Gracias a un trabajo en conjunto con organismos del Estado Nacional y  una Audiencia Pública, con un amplio margen de participación, obtuvimos la declaración de Impacto Ambiental”, declaró el secretario de Energía de la Nación, Darío Martínez.

 A su vez, reafirmó que “se dio un paso fundamental para más producción de gas viable para las argentinas y los argentinos”.La producción off shore se desarrolla desde la década del 70 en el país, con 280 pozos entre exploración y explotación.

 Esta Declaración de Impacto Ambiental, junto con la medida adoptada por el Estado Nacional a través del Decreto 870/21, de autorizar la prórroga por hasta dos años del primer período exploratorio de los permisos otorgados en el marco de la Ronda 1, que incluye el Área CAN 100, CAN 108 y CAN 114, auguran un fuerte impulso de la actividad off shore.

Martínez aseguró que la producción offshore “es una fuente importantísima en reservas gasíferas, que representan el 18% del gas que consumimos en nuestro país”. También resaltó que “desarrollar las áreas off shore es también tener una política energética federal que apuesta a potenciar todas las cuencas productivas del país y de esta forma entrelazar con el aparato productivo local los bienes y servicios que serán necesarios para llevar adelante su producción”.

En más de 50 años de desarrollo de off shore en Argentina no se ha registrado ningún incidente de tipo ambiental ni accidentes con daños a la integridad física de los trabajadores.“Desde la Secretaría de Energía, y en sintonía con un Gobierno Nacional responsable y comprometido, vamos a verificar que todas las operaciones en el marco energético se desarrollen con las más exigentes normas internacionales de cuidado ambiental”, dijo Martínez y agregó que “este es un paso fundamental para poner en valor los recursos hidrocarburíferos con que cuenta el lecho marino argentino y con ello la reafirmación de la soberanía sobre nuestro territorio marítimo”.