Edición n° 2794 . 16/07/2024

¡EL CORAZÓN NO SE COMPRA NI SE VENDE!

Alejandro Malowicki/ Cineasta-Docente

El 28 setiembre del 2023, el Hospital Garrahan concretó el primer operativo de traslado con oxigenación por membrana extracorpórea (ECMO). El operativo se inició en el centro asistencial donde estaba internado el niño.Los terapistas cardiovasculares, técnicos en ECMO, enfermeras, instrumentadoras, cirujano cardiovascular y el chofer trabajaron durante seis horas para poner en condiciones el traslado al hospital Garrahan dónde fue trasplantado con éxito por un corazón sano.https://www.telam.com.ar/notas/202311/646989-traslado-oxigenacion–membrana-extracorporea.html

Al leer esta noticia volví a recordar cuando en el año 2019 filmábamos a Alicia acompañando a Isabel hacia el quirófano para que su corazónle fuera trasplantado por uno sano donado por una familia que con una solidaridad extrema confiaban en el INCUCAI para que el equipo de cardiocirugía pediátrica del hospital Garrahan le salvaran la vida a Isabel.

Alicia e Isabel tenían 8 años, y desde que se encontraron en el Hospital no se separaban ni un minuto.  Ahora estaban en una sala con otrxs niñxs en la cual y, mientras que esperaban la llegada de un corazón sano para que les sea trasplantado continuaban su escolaridad y por qué no también, y aunque solo sea por unas pocas horas, distraían sus miedos de un futuro tan incierto como es el de esperar por ese corazón que prolongará sus vidas.

Eran las siete de la mañana, y como durante todos los días que duró el rodaje de la serie documental estábamos reunidos en el bar del hospital para organizar el plan de filmación de esa jornada. Pero la noticia de que el avión del INCUCAI esperaba en el aeroparque a una parte del equipo de trasplantes cardiopediatricos para volar a la capital de la provincia de Jujuy para ablacionar un corazón donado apto para trasplantárselo a Isabel, trastocó nuestro planes y rápidamente decidimos que mientras uno de los camarógrafos y la sonidista se trasladarían al aeroparque, el resto del equipo registraríamos los testimonios de todos los protagonistas que estaban viviendo esos momentos tan esperados por los equipos médicos y los padres de Isabel y a la vez tan temidos por ella ante la proximidad de ingresar al quirófano.

INCUCAI: en el 2022

4.024 pacientes

recibieron un trasplante.

328 fueron pediátricos

Nos dijeron que Alicia e Isabel estaban muy emocionadas conversando en una de las salitas de terapia intensiva mientras preparaban a Isabel para llevarla al quirófano. Cuando llegamos para filmarlas escuchamos a Alicia decirle a Isabel: me dieron permiso para acompañarte hasta la puerta del quirófano…

Al salir de la salita nos encontramos con el papá de Isabel que nos contó que esa mañana fue muy triste porque ya los médicos le habían dicho que los órganos de Isabel estaban muy comprometidos y que mientras improvisaba una pequeña oración vino su esposa corriendo a decirle que los doctores los estaban llamando porque estaban trayendo un corazón para Isabel. Y continuó:  fue un segundo en que todo se dio vuelta dentro mío y que una luz de esperanza brotó y salimos corriendo hacia dónde nos estaban esperando los médicos para darnos la noticia.

Ahora eran las seis de la tarde y nuestras cámaras estaban ubicadas frente a la explanada de la entrada de guardia al hospital dónde todos los familiares de lxs niñxs internados a la espera de un trasplante esperaban la llegada de la ambulancia del INCUCAI que transportaba al equipo que en el hospital público de Jujuy estuvo a cargo de la ablación del corazoncito para Isabel.

Las luces intermitentes y la sirena de la ambulancia, que ya estaban a unos pocos metros, generaban una intensa emoción en todos los que esperábamos su llegada. Pero lo que más nos conmocionó fue el estallido del fuerte aplauso cuando el médico cirujano responsable del operativo descendió de la ambulancia trayendo una pequeña heladerita en la que sabíamos que allí dentro estaba el tan esperado corazón para Isabel. Ese intenso aplauso fue la demostración de la enorme solidaridad de las mamás y los papás que saludaban con alegría la llegada de un corazón que no era para sus hijxs sino para otra niña que estaba siendo salvada.

El papá de Alicia me contaba que una vez ella le preguntó: papi, ¿cuándo a Isabel le coloquen el corazón de otra persona también va a tener los mismos sentimientos?, y que le respondió que no porque Isabel seguirá siendo la misma persona y por lo tanto sus sentimientos no iban a cambiar. 

Fue realmente hermoso verlas llegar tomadas de la mano y darse un abrazo en la puerta del quirófano que se abrieron para dejar salir a una enfermera que con inmensa dulzura tomó de la manito a Isabel introduciéndola al quirófano que la recibía con el aplauso de todo el equipo. El mismo aplauso que 12 horas después daría por finalizado con éxito el trasplante cardíaco a Isabel.

A la mañana siguiente la madre de Isabel nos decía lo feliz que estaba, yque ojalá Dios pueda darles a esos papás que donaron el corazón de su hijo la tranquilidad de que pudieron dar vida a Isabel porqueyo les debo la vida de mi hija y al hospital Garrahan como así también a los médicos que son tan especiales y que aportan todos sus esfuerzos para cumplir con sus tareas. Yo sé que Isabel estuvo en el lugar correcto”.

Minutos después, el director del hospital nos decía: “…nosotros somos trabajadores de la salud que en definitiva estamos sostenidos por la comunidad. Nuestros verdaderos patrones son la sociedad toda y a ella nos debemos”.

Isabel y sus padres viven felices porque contaron con un Estado comprometido con la salud pública dónde estos procedimientos pueden llevarse a cabo para que todos los niños, niñas y adolescentes en nuestro país puedan recibir tratamientos de alta complejidad.

NOTA ACLARATORIA: los nombres de los entrevistadosdurante el rodaje de los documentales de la serie “Con una mano en el corazón” y emitidos por la TV pública

fueronreemplazados en resguardo de su identidad.