Edición n° 2744 . 27/05/2024

Darío Martinez :“El Gasoducto Néstor Kirchner es un hito que va a trascender las gestiones de gobierno»

En diálogo con Mejor Energía, el ex secretario de Energía y diputado provincial electo, habló sobre la importancia de este proyecto que marca el inicio de un camino a una balanza energética superavitaria.

En agosto de 2020, Darío Martínez llegó a la Secretaría de Energía en reemplazo de Sergio Lanzani con la misión de delinear el futuro de Vaca Muerta y su gestión se extendió hasta el 4 de agosto de 2022. 

Su buena relación con las provincias productoras de hidrocarburos, en este caso Neuquén, y la implementación de medidas como el Plan Gas formaron parte del diseño de una política energética que marcó el crecimiento que registró la producción de la industria petrolera en los años siguientes.

Tres años después de su ingreso a la Secretaría, hoy se muestra optimista por el escenario de crecimiento que caracteriza al sector y por la puesta en marcha en tiempo y forma del Gasoducto Néstor Kirchner (GPNK), que calificó como la obra más emblemática de los últimos 50 años en Argentina.

“Se trata del proyecto de gas de transporte más importante de los últimos tiempos y responde al diseño y concreción de un plan que terminó siendo mucho más exitoso de lo que pensábamos, y sin duda va a trascender todas las gestiones de gobierno”, explicó, sin ocultar su orgullo de haber sido partícipe de ese proceso.

Y aseguró que la culminación del GPNK pone al país en un sendero de crecimiento y en una situación muy ventajosa en el contexto regional.

Inicialmente el gasoducto inyectará 11 millones de metros cúbicos diarios que luego en el mes de noviembre se convertirán en 20 millones con las plantas compresoras.

Este año está previsto un ahorro de más de U$S 400 millones en ahorro de divisas. Para el año que viene el ahorro será de U$S 1500 millones y una vez concluida la segunda etapa esa cifra alcanzará los US$ 3500 millones y con la posibilidad de llegar a Brasil con gas neuquino, ya que en paralelo se está avanzando con la reversión del Gasoducto Norte.

“Es un hito para la cuenca neuquina y para el país que va a trascender los gobiernos de turno. Estamos hablando de llevar la producción a más de 1 millón de barriles diarios”, señaló.

Y precisamente alcanzar esa cifra, según Martínez, es la punta del iceberg de lo que se viene. “Argentina necesita 400 mil barriles para funcionar. Sólo de la Cuenca Neuquina hay un excedente de 600 mil barriles de exportación. Estamos hablando de unos U$S 23 mil millones de exportaciones de crudo”.

“Además -explicó- si le sumas un ahorro de importación del orden de los U$S 7000 millones y si en otra etapa se construye el proyecto de la planta de LNG podríamos estar hablando de exportaciones superiores a los U$S 40 mil millones al año. No vamos a ser Dubai, pero vamos a tener los dólares para afrontar una balanza comercial que venía siendo deficitaria”.

En la agenda del próximo gobierno que asume en diciembre próximo en Neuquén, asoman importantes desafíos y como diputado provincial electo, afirmó que la idea es apoyar las políticas de desarrollo que le dieron marco jurídico a las inversiones actuales en Vaca Muerta.

“En los próximos 4 años la provincia va a percibir en materia de regalías más de U$S 13 mil millones y necesitamos tener una buena planificación para saber dónde tenemos que destinar esos recursos para darle mayor bienestar a los neuquinos, potenciar el desarrollo del resto de las industrias y apostar a un proceso de industrialización”, sostuvo Martínez.

Y concluyó: “ya sabiendo que el potencial de Vaca Muerta es real, la provincia de Neuquén está para mucho más. Tenemos que pensar en grande”.