Edición n° 2707 . 20/04/2024

Cómo duplicar los mercados populares/ Proyecto de ley para crear 200 centros de cercanía

La iniciativa busca establecer una línea directa entre productores y consumidores, con aportes del Estado nacional

Mercados de cercanía | Argentina.gob.ar
Mercados de cercanía para bajar los precios

El diputado nacional Daniel Arroyo (Frente de Todos) presentó un proyecto de ley para fomentar la creación de mercados alimentarios de cercanía en todo el país, con el objetivo de acortar el circuito de comercialización, por medio de mecanismos que impulsen la venta directa de productores a consumidores y logren bajar los costos de logística y almacenamiento.

En la actualidad existen 200 mercados de ese tipo en el territorio nacional, de carácter nacional, provincial o municipal. La iniciativa busca duplicar esa cifra con aportes de recursos del gobierno nacional y la constitución de un fideicomiso donde también podrá haber aportes privados.

Con la presencia de diputados, funcionarios nacionales, provinciales y municipales y representantes de pymes y cooperativas la economía social y la agricultura familiar, Arroyo planteó en el Congreso que el proyecto intenta ser un aporte al combate general de la inflación. “Está claro que el problema más grave que tiene hoy nuestro país es la inflación. Necesitamos un programa antiinflacionario integral y uno de los ejes es generar un cambio muy profundo en la producción y comercialización de alimentos, con medidas que garanticen el acceso a una canasta básica sana y de calidad”, señaló el diputado.

El proyecto de ley de fortalecimiento y generación de Mercados Alimentarios de Cercanía (MAC) apunta a fomentar aquellos espacios de venta directa de productores a consumidores, con precios justos y sin especulaciones financieras; y que, a la vez, brinden servicios de acopio, refrigeración, abastecimiento y comercialización mayorista a nivel local y regional, siempre siguiendo los criterios normativos definidos por las autoridades municipales y provinciales. 

Pueden tratarse de mercados constituidos y gestionados exclusivamente por los estados provinciales o municipales; de carácter mixto público-privado; o gestionados por federaciones, cooperativas y comercializadoras de la economía social y la agricultura campesina e indígena.

El proyecto contempla la descentralización de fondos del Estado nacional a gobiernos provinciales y municipales para la constitución, equipamiento y funcionamiento de los MAC; la implementación de líneas de créditos específicas a tasa bonificada con garantía pública; el establecimiento de beneficios impositivos, laborales y crediticios; una estrategia nacional de infraestructura y de servicios para estos MAC; y la firma de convenios para la transferencia de bienes del Estado a gobiernos provinciales y municipales para la constitución y el funcionamiento de estos mercados.

Un punto clave de la iniciativa ingresada a la Cámara de Diputados es la creación de un Fideicomiso para la Promoción de Mercados Alimentarios de Cercanía, con el objeto de financiar en forma complementaria estos espacios, con aportes públicos y privados.

“Con esta propuesta legislativa queremos contribuir a garantizar el acceso a productos de la canasta básica alimentaria a precios justos para toda la población; inyectar fondos a las políticas públicas de gobiernos provinciales y municipales; y fortalecer a productores de alimentos de todo el país”, explicó Arroyo. Y agregó: “No es tan solo una política para garantizar el acceso a un derecho humano básico, sino también la posibilidad de poner en marcha un gran plan de estímulo a la producción y el trabajo en el sector alimenticio, promoviendo el desarrollo regional y local, e impulsando el arraigo en las comunidades periurbanas y rurales. Estamos convencidos de que comprar y vender más cerca, significa menores costos, y precios más justos”.