Edición n° 2799 . 21/07/2024

Apícola y Agropecuaria de Villa del Soto: Nuestra miel al mundo de la mano de dos cooperativas

Un producto noble como la miel con sus múltiples beneficios fue capaz de unir los destinos de dos cooperativas, potenciar a la región centro y transformarse en un producto estrella en la mesa de los estadounidenses, en un hecho sin precedentes en nuestro país. 

Según el mito, los dioses atan un hilo rojo para unir a los que han de conocerse o ayudarse en un momento concreto y de una manera determinada. El hilo puede estirarse o enredarse, pero nunca romperse. 

Esta leyenda cobro vida recientemente cuando dos cooperativas se aliaron para así lograr juntas, por primera vez en nuestro país, exportar 21 toneladas de miel, fraccionadas en envases de 2 kg. Se trata de Cooperativa Apícola y Agropecuaria de Villa del Soto de la provincia de Córdoba y Colonizadora Argentina Coop. Ltda. en San Genaro, provincia de Santa Fe.

La Cooperativa Apícola y Agropecuaria de Villa del Soto, ubicada en el noroeste cordobés bajo el liderazgo de Nicolas Bringas, su presidente, atesora una tradición apícola con practicas agropecuarias, generando un modelo sostenible y rentable. Por su ubicación en un territorio libre de agroquímicos, en áreas protegidas de la vieja Estancia Pinas, (hoy Parque Nacional Traslasierra) aquello que supo ser una desventaja debido a la escasez de tierras cultivables, ahora se ha convertido en un activo valioso para la producción de miel de alta calidad. «El tipo de miel está directamente relacionada con la floración y en esta zona en particular predomina el algarrobo, mistol y otras aromáticas como el tomillo y la menta, lo cual le permite a los miembros de la cooperativa obtener aromáticas y miel de altísima calidad, constituyendo un negocio circular que estimulamos desde nuestra entidad», enfatiza Bringas.

Colonizadora Argentina Cooperativa Limitada es una cooperativa nacida de Federación Agraria Argentina dedicada a generar proyectos productivos que den arraigo en pueblos del interior y, entre esos proyectos, cuenta con una planta de homogenizado de miel y sub productos, para venta a granel o fraccionada, tanto para mercado interno como externo, nos relata su presidente y oriunda de nuestra ciudad, Lorena Génnero.

La unión hace la fuerza

«Los cordobeses venían bregando para fortalecer a sus productores, buscando que esta miel de mistol, sea reconocida a nivel mundial y que brinde una solución, ya que, por ser una miel oscura, el productor recibe un menor precio que ronda entre los 1000 y 1300 pesos por kg», destaca Lorena. 

Y es aquí donde el hilo rojo del destino y la miel hizo lo suyo. 

Trabajando en conjunto con uno de sus asociados y Exportador de la Primera Operación, Lic. Mario Freytes, dispusieron fraccionar sus mieles en la Planta habilitada por Senasa, perteneciente a Colonizadora Cooperativa Argentina Ltda. y, fruto de esta unión se produce la primera exportación de mieles fraccionadas con destino EEUU, compuesta de 21 pallets (22 toneladas) de producto con valor agregado. 

«Es la primera vez que sale de argentina un contenedor de miel fraccionada en 10584 envases de 2 kilos cada uno, distribuidos en 21 pallets con packs de 6 frascos», detalló Lorena y agregó con satisfacción: «creemos que la colaboración asociativa entre empresas, los entes públicos y privados son el eje fundamental para exportar y generar oportunidades de crecimiento en el ingreso de divisas a nuestro país como de mostrar productos de valor agregado». 

Consultado, el ministro de Producción de Santa fe, Gustavo Puccini, destacó que «el esfuerzo de las cooperativas nos permite entender todo lo que puede generar el trabajo conjunto en el posicionamiento de los productos argentinos en el mundo» y remarco que «la Región Centro tiene un potencial enorme y Santa fe debe ser protagonista del crecimiento productivo que la Argentina necesita». A lo que nuestra coterránea, Lorena Génnero agregó: «el trabajo asociativo ha logrado un hecho histórico, no solo para la región sino para nuestro país y sobre todo para los productores que recibieron 2,1 dólares por kilo por esas mieles oscuras que fueron siempre mal pagas»

Este es el primer contenedor de este tipo de miles que se envían fraccionadas en gran volumen. Pero no será el único. Ambas cooperativas junto al exportador siguen trabajando para dar continuidad y poder alcanzar un objetivo de 21 contenedores por año, lo cual, como nos destacó Lorena «fortalecerá la producción, al trabajo asociativo y, además, generará arraigo e ingreso de divisas genuinas a nuestra economía».