Edición n° 2649 . 22/02/2024

ALPARGATAS NO, LIBROS TAMPOCO/ Más de 1500 bibliotecas populares en riesgo: «Son fundamentales en sus comunidades»

El delegado de UPCN y trabajador de CONABIP Juan Cruz Ayala criticó el proyecto de ley ómnibus y acusó a la iniciativa de «atacar» estos espacios culturales. Además, lanzó una advertencia al Congreso: «Esperamos que entiendan que va a haber una institución de más de 150 años observándolos», declaró en AM750. 

El delegado de UPCN y trabajador de la Comisión Nacional de Bibliotecas Populares, Juan Cruz Ayala, apuntó contra los artículos comprendidos entre el 591 y 598 del proyecto de ley ómnibus del Ejecutivo y destacó el rol de estas instituciones. 

«Las bibliotecas populares están a lo largo y a lo ancho de Argentina, se encuentran tanto en grandes ciudades como en pequeños pueblos y son fundamentales en sus comunidades. No sólo a la hora de acceder a la lectura, sino también acceder a otros servicios básicos y culturales en lugares en los que ni el Estado llega», sostuvo Ayala en AM750.

El proyecto presentado por el oficialismo modifica en algunos puntos neurálgicos la ley 23.351 de Bibliotecas Populares (votada en 1986), entre ellos, la eliminación del fondo especial que es producto de un gravamen a los premios de la lotería y que representa más del 50 por ciento del presupuesto de la CONABIP. 

«La concepción de la CONABIP es producto de Domingo Faustino Sarmiento. Es una institución que no puede ser tachada de ningun dogma ideológico por este Gobierno», planteó Ayala en Toma y daca y recordó que la Comisión tiene 153 años. 

Por último, advirtio que la inciativa del oficialismo deroga también la junta representativa que integra la CONABIP compuesta por 24 miembros y que le otorga su carácter federal. 

«Esperamos que nuestros diputados y nuestros senadores de todos los partidos políticos entiendan que en el tratamiento de esta ley va a haber 1500 bibliotecas populares observándolos y una institución que tiene más de 150 años mirándolos para ver qué es lo que van a votar y si votan a conciencia del desarollo histórico de la Argentina», concluyó.